Entre casas-torre y palacios

  • Casa natal del destacado músico Juan de Antxieta, de original fachada mudejar.
  • Casa natal de la madre de San Ignacio.
  • Magnífico palacio mudejar de la primera mitad del s.XVI, con fachada que luce una esbelta galería arqueada de tres pisos.
  • Casa natal de Miguel Lopez de Legazpi, el colonizador de las islas Filipinas.
  • Recia y majestuosa casa construída a principios del s.XVII en las faldas del monte Irimo.
  • De la primera mitad del s.XVI, se engalana con su balcón en esquina.
  • Ve decorada su fachada con 53 magníficas placas cerámicas de origen alemán y que datan de la primera mitad del s. XVI.
  • Posee un gran arco de entrada y una puerta ricamente tallada con motivos platerescos.
  • Con su gran bajorrelieve del año 1500 en la fachada principal.
  • Muestra sus elegantes garitones-pináculos en las vértices.
  • En su fachada principal vemos el escudo imperial de Carlos V con el águila bicéfala.
  • Notable ejemplo arquitectónicos del s. XVI.
  • Notables ejemplos arquitectónicos del s. XVI.
  • Casonas situadas al lado de la Iglesia de San Juan Bautista.
  • Entrada al interesante y a la vez coqueto casco medieval.
  • Residencia construída por los Elexalde sobre el solar en el que se levantaba el castillo del conde.
  • Residencia de uno de los linajes más importantes de la región, convertida hoy en museo.
  • Construída en la anteiglesia de Aozaratza, junto al entorno natural de Urkulu.

Entre casas-torre y palacios

Durante el s. XVI pervive la importancia de antiguos linajes de raíz medieval y junto a ellos se encuentran una larga serie de familias socialmente emergentes.

Palacio Azkarate-Marutegi. Tanto la fachada de ladrillo como el sillar están decoradaas con placas de cerámica colocadas en modo irregular. Son placas de la primera mitad del s. XVI. Fueron traídas de Alemania, seguramente de la región de Nurenberg, y en su época fueron partes de un gran calentador; en sus relieves vitrificadas vemos complejas iconografías,...

J.A. Gil Massa. Urbanismo y arquitectura civil en Bergara. S. XIII-XVIII

El espíritu renacentista se traduce en la construcción de residencias para las élites locales, se mantienen constantes relaciones con los importantes centros de decisión económicos y numerosos habitantes de nuestras comarcas ejercen como secretarios reales, escribanos, u otros oficios, pero nunca rompen con su villa natal. Signo de los nuevos tiempos son la transformación que sufren las torres. Éstas irán perdiendo su caracter militar a favor de su función residencial y sufrirán cambios en su estructura. El amplio abanico de casas-torre y palacios nos permite realizar un recorrido por la mayoría de los municipios del territorio Tierra Ignaciana.

FaLang translation system by Faboba

We use cookies to improve our website and your experience when using it. Cookies used for the essential operation of the site have already been set. To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our Privacy Policy.

I accept cookies from this site